La memoria humana y su estructura en nuestro cerebro

La memoria, ese cajón tan importante en nuestra vida en la que se almacenan nuestros recuerdos, lo que somos, donde nacimos, el lugar que ocupamos en el mundo, las personas a quien queremos, cuál es la capital de España, conducir o montar en bicicleta y un largo etcétera.
Desde hace muchos años, nos podemos aventurar a decir que desde que el ser humano es consciente de si mismo y con la ayuda de nuestra base genética de animales curiosos por naturaleza, nos hemos interesado por el estudio de la memoria.
dibujo memoria

 

Muchos son los científicos que han dedicado su vida al estudio de la memoria humana, aportando cada uno su granito de arena al conocimiento que disponemos hoy en día sobre ella.

Si hay alguna persona a quien se considere el pionero en el estudio de la memoria ese es Hermann Ebbinghaus (1879), que con sus experimentos de sílabas sin sentido evaluó la capacidad de retención de nuestra memoria en el tiempo, acuñando el término de “curva del olvido”. Otro investigador que dedicó su obra al estudio de la memoria es Endel Tulving (1972), neuricientífico que desarrolló los términos de memoria episódica y memoria semántica. La memoria episódica es aquella que se ocupa de almacenar la información de un hecho que vivimos en primera persona y pasa a formar parte de nosotros, quedando almacenada en nuestro cerebro. En cambio la memoria semántica es aquella que se encarga de atesorar todo el conocimiento, como cual es la capital de España o qué significa “caracol”.
Entre los investigadores de habla hispana encontramos a Soledad Ballesteros (1993), con sus investigaciones sobre la memoria háptica, la memoria que se genera con la información que percibimos por medio del tacto, demostró las diferencias que existen a la hora de crear una memoria dependiendo de la modalidad sensorial por la que accede la información hasta nuestro cerebro.
Con la multitud de estudios e investigaciones sobre la memoria se ha conseguido hacer acopio de una ingente información con la que los científicos han configurado una clasificación de los tipos de memorias que se conocen hasta el día de hoy. Para ayudar a situar en su lugar cada tipo podemos ver el siguiente esquema, realizado por el equipo de Fragmentos Coetáneos.


Muchos son los términos que se escuchan para referirse a la memoria, pero de toda la información acumulada extraemos este esquema para hacer más fácil su entendimiento y la estructura que adopta. 
Esperamos que este aporte ayude a conocer cada tipo de memoria y el lugar que ocupa en la clasificación.

 

 
 
Fuente: Ballesteros Jiménez, S. (2012) Psicología de la Memoria, Universitas S.A.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s